Oráculo Menstrual

El oráculo menstrual es una maravillosa herramienta para conocerte y recibir mensajes de tus ancestros y de tu ser superior.

En el caso de que no sangres, podés usar temperas para realizarlo.

Lo ideal es juntar la sangre con copita menstrual o directamente colocando un frasco de vidrio y pujando hasta que salga la sangre.

En el caso de que utilices toallitas de tela podés humedecerlas un poquito y apretarlas para recolectar la sangre.

Una vez que tenés la luna en un frasco podés guardarla en la heladera hasta que encuentres el momento perfecto.

Te aseguro que será una práctica que te encantará hacer y lo harás todos los meses, o casi todos!

Una vez que encontraste el momento y te sentís cómoda comenzarás el ritual:

En primer lugar necesitarás hojas blancas lisas, rollos de papel o toallas para limpiarte, la sangre en un frasco y música, aromas o lo que sientas.

Te sentarás en el piso y realizarás varias respiraciones para conectar con la madre tierra. Una vez que te sientas preparada vas a tomar la sangre y tocarla, olerla. En este momento comenzamos a reflexionar… ¿Qué nos sucedió este ciclo? ¿Qué dejamos morir?

Cuando lo sentimos comenzamos a volcar la sangre entre nuestros dedos, dejando que caiga sobre el papel libremente. Veremos pequeñas gotas que caen, otras más grandes… Cuando sea suficiente (lo sentirás) dejás el frasco. Limpias tus manos y con ambas manos tomás el papel para comenzar a moverlo lentamente dejando que las gotas se deslicen muy suavemente de un lado a otro, en la dirección que las guies. No pienses, sentí.

Cuando creas que ya es suficiente doblá la hoja a la mitad y abrila. Allí, frente a tus ojos se encuentra el oráculo menstrual….

Permanece en quietud, contemplandolo…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *